Cambiá de aire. 100% Libre de HUMO de TABACO

Cambiá de aire. 100% Libre de HUMO de TABACO.

Entorno al 31 de mayo, Día Mundial Sin Tabaco, planeamos concretar intervenciones dirigidas a fortalecer la tarea para lograr hogares libres de humo de tabaco.

La propuesta es que, a partir de la información, reflexión y diálogo, se enfatice la protección de la salud de los más pequeños, sin descuidar a los adultos que también se exponen al humo de tabaco cuando se fuma en espacios interiores, sobre todo cuando este lugar es la vivienda.

- Apelar al lema “Cambiá de aire” y a la imagen del molinete, una referencia al aire que circula, y mejor si este aire es lo más saludable posible, en este caso 100% sin humo de tabaco.

- Colaborar con la construcción y el mantenimiento de los hogares libres de humo de tabaco aportando nuevamente información específica sobre las repercusiones del humo de tabaco sobre la salud.

- Aportar sugerencias para que los hogares donde aún se fuma logren un cambio, y aquellos en donde hoy no se fuma puedan mantenerse libres de este contaminante.

- Realizar efectivamente molinetes que sean colocados en lugares visibles con un mensaje alusivo al tema para llevar a cada casa y lugares compartidos.

Cambiá de aire. 100% LIBRE DE HUMO DE TABACO.

¡EL GOLAZO DE TU VIDA!

Cuando SE FUMA, TU CASA SE CONTAMINA con tóxicos del tabaco.

La única solución: una casa 100% sin humo de tabaco.

Te proponemos 3 pasos para lograrlo.

1. UNA CASA DE CAMPEONES. Si en tu casa deciden que quieren un hogar sin humo de tabaco pueden reunirse y hacer una lista de las razones que los motiva y el porqué puede ser beneficioso para ustedes.

2. COMIENZA EL PARTIDO. Hablen con quienes viven en la casa, la familia y amigos que los visitan. Piensen dónde pueden ir los fumadores cuando necesiten fumar. Cuando hayan logrado consenso sobre el tema, elijan la fecha de inicio.

3. CON LA CAMISETA PUESTA. Se debe ser firme y asegurarse de que nadie fume dentro. Mantenerlo no siempre es fácil, será un proceso continuo, pero verán que es posible.

La única solución definitiva es no fumar en ambientes cerrados,

NO SIRVE DE NADA:

. Irse a fumar a otra habitación.

. Prender un ventilador, extractor de aire o aire acondicionado.

. Abrir las ventanas.

. Fumar y soplar el humo hacia fuera.

. Elegir una habitación para fumar.

. Usar spray, velas o incienso.

Las personas expuestas en forma involuntaria al humo de tabaco ambiental corren el riesgo de contraer las mismas enfermedades que el fumador: cáncer de pulmón, enfermedades cardiovasculares, neumonias, bronquitis y alergias. Son especialmente vulnerables los niños y las embarazadas.

Avancemos hacia una generación libre de humo de tabaco.

 

 

Documentos asociados:

Molinete

Cambiá de aire. 100% Libre de HUMO de TABACO